Escrito por 5:55 pm Cultura

Fortuna

De Hernán Díaz.

Anagrama. traducción de Javier Calvo. Premio Pulitzer de ficción 2023

Por Ignacio Vasallo

21 de noviembre de 2023


Durante ese par de meses de estío en los que los periodistas tienen algo de tiempo para leer ficción, algunos de los más reconocidos citaron este año el libro de Hernán Diaz “Fortuna“ como uno de los elegidos para esa grata tarea.

Acababa de leer “Trust”, confianza, del mismo autor y me extrañó que pudiera sacar a la luz otro libro en tan escaso lapso, teniendo en cuenta la complejidad de la obra. Efectivamente, ”Trust“ y “ Fortuna “son el mismo texto, aunque la versión española -correctamente traducida- nos priva de una de las capas de la narración, porque confianza es lo que no se puede tener en los personajes de la novela ni en sus distintas versiones de los mismos hechos, mientras que “Fortuna”  hace referencia solo a uno de los atributos de la pareja protagonista : su inmensa riqueza y a la suerte que les permitió acceder a ella.

Pero resulta que “trust” también significa oligopolio y sobre todo, fideicomiso, esa figura jurídica basada en la confianza, ”fides”, por la que un propietario transmite la titularidad y la gestión de un bien o bienes con ciertas condiciones .

Ese doble o triple sentido es el que recorre toda la novela, lo que nos obliga a cambiar cada poco de posición para intentar encontrar la verdad entre textos contradictorios.

El propio autor es un personaje de distintas facetas. Nació en Buenos Aires en 1973, pero su familia tuvo que exiliarse a Suecia tras el golpe militar del 76. Regresó a Argentina al volver la democracia. Reside en Nueva York y enseña en la universidad de Columbia en esa ciudad. Escribe en inglés.

En el 2017 ya había llamado la atención del mundo literario neoyorquino con un libro “In the Distance“, “ A lo lejos “, que quedó finalista para el Pulitzer y que un crítico definió como “casi perfecto“. En este año 2023 finalmente le otorgaron ese prestigioso premio por “Trust”.

El comienzo es aparentemente sencillo: una novela nos describe en el Nueva York de los años 20 del pasado siglo, la vida de Benjamin y Helen Rusk: un genio de Wall Street y una silenciosa y dotada joven de una excéntrica familia venida a menos que llegan a la cumbre económica y socialmente. Pero, según vamos abriendo las puertas de la narración los secretos se hacen más impenetrables.

El título de la novela dentro de la novela es igual de ambivalente “Bonds” en la versión inglesa, “Obligaciones” en la española, los vínculos en el primer caso, los bonos empresariales y estatales en ambas y además la necesidad de pagar una deuda en el segundo. Todas las variantes sirven.

Cuando te sorprende la brevedad del relato sigues leyendo lo que al principio parece la historia de otros personajes, pero resulta que son los mismos, aunque en la versión contada en forma de autobiografía, por el inmensamente rico hombre de negocios que utiliza tanto su verdadero nombre como el de su mujer: Andrew y Milfred Bevel. Por supuesto todo cambia y el lector se encuentra en uno de esos momentos en los que cree ver un animal mítico que sabe que no existe pero que muchos han visto y duda si los personajes de la novela y de la autobiografía que son los mismos, con distintos nombres y diferentes comportamientos, han existido realmente-

 Al terminar la lectura de la autobiografía se abre una nueva puerta que promete claridad entre las dos versiones antagónicas pero que irremediablemente añade confusión e intriga. Su autora, una joven secretaria de origen italiano debería dar la versión que le señala el magnate, que es quien la paga, pero por el camino va descubriendo nuevas realidades que la llevan a revisar todo. En un guiño al lector ilustrado la escribidora se llama Ida Partenza “partida “,  que es una palabra muy utilizada en el lenguaje italiano en la que la expresión “ punto di partenza” significa regreso al inicio. Cuando Ida cree tener la verdad al alcance de la mano todo cambia de nuevo, con lo que ya no hay certeza que quede en pie y hay que volver al “punto di partenza”.

La recopilación de Ida se centra en 1938, pero está narrada en 1981 cuando ya solo quedan las cenizas de los personajes por lo que lo que pudiera encontrar carece de valor real, pero para la autora tienen cada vez más valor emocional.

Esta laberíntica historia de clases sociales, riqueza, engaño y codicia está escrita en una prosa elegante y sofisticada que recibió inmediatamente las alabanzas de los duros críticos literarios de los principales medios americanos como en New York Times, The New Yorker o Los Angeles Times que la califican de brillante e incluso en algún caso de obra maestra.

Hernán Diaz tuvo varias ofertas para llevar al cine “Trust”. Optó por la de Kate Winslet que hará una miniserie para HBO. Magnifica elección. Lo que todavía no sabemos es si la versión española se titulará Fortuna.

Close