Escrito por 2:21 pm Economía

Ignacio Sánchez Galán, presidente de Iberdrola

A la salida del despacho

Algunos empresarios comprenden que hay vida más allá del despacho pues, en definitiva, todos somos humanos. En esta sección contamos que hacen en, llamémosla así,  su vida privada


por José García Abad

Galán es muy aficionado al balonmano, deporte al que jugó en su juventud. En una entrevista en RTVE con la jugadora de la selección de “Las Guerreras”, Eli Pinedo, sobre el apoyo de la compañía a este deporte, Galán explicó que jugaba desde sus años en el colegió mayor Loyola. “Recuerdo con terror los entrenamientos por la Dehesa de la Villa. El entrenador era muy duro, pero también fueron tiempos entrañables. 

Jugaba con Javier Delgado y también con el que luego fuera ministro de Trabajo -y que falleció en 2013-, Luis Martínez Noval, que era defensa conmigo. Mi hijo mayor también jugó en su etapa de colegio y ahora lo intento con nuestro nieto” afirmaba un relajado Galán al que la jugadora dedicaba un balón y la camiseta, verde como no, de la selección. “Mujeres y medio ambiente, nuestros dos grandes ejes”-señalaba. “Tengo un viaje a EEUU, pero te prometo que intentaré ver el partido”-prometía. Se trataba de mundial de balonmano femenino que estaba a punto de medirse con Francia. ‘Las Guerreras’ empataron y pasaron a octavos, aunque finalmente se tuvieron que despedir del título tras perder con Noruega 

Salmantino de corazón, ingeniero con los jesuitas, familiar y de campo

Allá donde va, Ignacio Galán defiende su castellanidad como forjadora de carácter y su ciudad natal, Salamanca, como la tierra de sus pasiones. A ella vuelve, casi cada fin de semana –siempre y cuando algún compromiso ineludible no se lo impida, y dicen quienes le conocen raro es que esto ocurra- para disfrutar de su finca “El Corcho-Villar del Rey”, en Fuenterroble, próxima a Ciudad Rodrigo. 

El campo, la caza y el vino, tres pasiones que el ejecutivo salmantino sabe disfrutar en compañía de su familia, siempre con su esposa Isabel García-Tabernero, y con algunos de sus cuatro hijos, cuando se dejan caer por ahí. 

Ya se ha encargado Sánchez de que su familia le tenga cariño al terruño. Dos de sus hijos se han casado en tierras salmantinas y ambas bodas se convirtieron en verdaderos eventos sociales en la región, como cuentan las crónicas de la prensa local. Su primogénita, Inmaculada, se casó en Ciudad Rodrigo, y cuatro años después repitió lugar su hermano Nacho con María Pedrera. En 2014 el periódico ‘La Crónica de Salamanca’ titulaba el reportaje ‘La boda del año en Ciudad Rodrigo’.

Si bien Galán no se ha ‘casado’ políticamente con nadie, para muestra un botón: a la primera boda acudió el entonces presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y a la segunda, ya con el PP en el gobierno, no fue Mariano Rajoy. Si fue Ángel Acebes, ex ministro del Interior de Aznar, pero es que Acebes fue fichado en 2012 como consejero de la eléctrica y ahí se mantuvo incluso cuando ya estaba salpicado por el ‘caso Bankia’ y ganó cerca de 1,8 millones de euros, en un ejercicio de puertas giratorias que lastró la imagen de la compañía. 

El Magnum Gran Reserva 2000 de las bodegas Matarromera de la que Galán es socio, se sirvió en la cena de gala previa a la boda de los entonces Príncipes de Asturias, Don Felipe y Doña Letizia, a la que acudió el presidente de Iberdrola, que mantenía una buena relación con Don Juan Carlos, quien acudió a la boda de su hija Inmaculada. 

Galán le ha acompañado en cacerías y en viajes de Estado con otros empresarios con inversiones en el extranjero.  A Galán le fue muy útil acompañarle en el viaje a Brasil celebrado en junio de 2012 donde el presidente de Iberdrola pudo contactar con la presidenta Dilma Rousseff  con la que tenía un contencioso.

Amigo de sus amigos 

Poco amigo de fiestas es amigo de sus amigos de siempre. Algunos los conserva desde el colegio de los Maristas, en Salamanca, como Pedro Díaz Mesonero, presidente de de Cetramesa, un Área de Estacionamiento realizado en colaboración con Iberdrola y de la Fundación Gaceta  de la Gaceta de Salamanca.  

En un reportaje de ‘El Norte de Castilla’ de diciembre de 2011, tras concedérsele a Sánchez Galán  el título de doctor honoris causa por la universidad de Salamanca, Díaz Mesonero le decía al periodista que firma el reportaje que “desde su etapa en Tudor –primera empresa que lo fichó recién terminados sus estudios– ha demostrado que tiene una cabeza privilegiada”. 

“Aunque es ingeniero- proseguía su amigo- ha hecho más masters económicos que en ingeniería lo que le ha llevado a demostrar su valía en todas las empresas”.  

Con su colega y competidor José Bogas

Estudió Galán Ingeniería en la Escuela Superior Industrial ICAI de la Universidad Pontificia de Comillas que ha dejado una impronta jesuítica en él donde coincidió con su principal competidor José Bogas, consejero delegado de Endesa. Mantiene con él una amistad a veces algo difícil pues cada uno tiene su carácter.  Ambos recibieron entonces el premio Javier Benjumea, primer marqués de Puebla de Cazalla, fundador del grupo Abengoa y estudiante distinguido de la Escuela de Ingenieros del ICAI que distingue a los que destacaron en el ejercicio profesional y en la prestación de servicios al colectivo social. 

Una anécdota refleja la relación entre ellos: En una reunión que tuvieron Galán, Bogas y Reynés con la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, cuando todo el lio de lo nuclear, esta les conminó a la concordia: “Tenéis que olvidaros de vuestras disputas de patio de colegio”.  Sánchez Galán le tranquilizó: “Mira ministra, Pepe ha sido alumno mío” , parece que le había dado algunas clases particulares para resolver problemas. Bogas le dijo con cierta coña: ¿Alumno tuyo? ¿Y qué tal alumno era?. Galán aclaró: “Ministra, era bueno” y luego confesó: “Yo de esto de lo nuclear no tengo ni idea”. Bogas remachó:  “Nacho, ¿de eso no me dabas clase, no?”.

Sin redes sociales

Sin apuntarse a ellas, conoce la importancia de las redes sociales como herramienta  publicitaria, de comunicación y marketing de los nuevos tiempos. No en vano ficho al que fuera ‘comunity manager’ de la Policía, Carlos Luis Fernández Guerra, que logró en los diez años en que estuvo en el Cuerpo, convertirla en la cuenta policial más seguida del mundo en Twitter. Fernández Guerra ha dicho en alguna entrevista que Galán no necesita tweeter porque él es su propia marca.

Bodeguero en Matarromera

En el reportaje aludido de ‘El Norte de Castilla’, se revela la admiración que siente por otro amigo de años, Carlos Moro, Fundador y Presidente de Bodegas Familiares Matarromera “Nos conocimos cuando él trabajaba en Industria de Turbo Propulsores (ITP), radicada en el País Vasco, y donde y yo trabajaba como funcionario de la administración pública. En los 90 yo estaba montando Matarromera y él no lo dudó, entró a participar como socio fundador de la bodega junto a otras veinte personas importantes del sector”. 

El ex seleccionador nacional de fútbol, Vicente del Bosque, salmantino también, colaboró estrechamente con Galán desde el Consejo Consultivo que la eléctrica tenía en Castilla y León. Del Bosque fue a las bodas de los hijos de Galán, y el presente de Iberdrola fue a la del primogénito de del Bosque en 2015. 

Mantiene amistad con José Bono, Guillermo Fernández-Vara, expresidente de Extremadura y Josu Jon Imaz, consejero delegado de Repsol, con quien compite desde que esta compañía se introdujo en el sector eléctrico.

No se casa con nadie pero…

Por mucho que haya intentado y ciertamente conseguido la imagen de empresario que no se casa con nadie, no ha podido escapar al mal que arrasa en el Ibex, casi sin excepciones: el de las puertas giratorias.  Así, fichó en 2012 al marido de María Dolores de Cospedal, Ignacio López del Hierro, salpicado por los papeles de Bárcenas, como consejero de la filial de Ingeniería. 

Por su parte, Ángel Acebes, que fue tres veces ministro en el gobierno de Aznar, de Administraciones Públicas, Justicia e Interior, que en 2019 dejó de ser consejero independiente de Iberdrola tras ser juzgado por la salida a Bolsa de Bankia, regresó en octubre de 2020 al consejo de la eléctrica tras ser absuelto en el juicio, como presidente de la comisión de nombramientos. 

Anécdotas que le definen

Algunas de sus primeras anécdotas en Iberdrola definen el personaje. En el verano de 2001, poco después de llegar a la vicepresidencia de Iberdrola y al sillón de consejero delegado, los apagones estaban a la orden del día en España. Rodrigo Rato era el ministro de Economía, departamento que en ese momento se ocupaba también de los temas energéticos, y había mostrado preocupación por lo que podía pasar en verano con la subida de la demanda, preocupación que había transmitido a las principales compañías porque lo de los apagones daba muy mala prensa. “Este verano no se producirán apagones”-prometió Galán. Y así fue. 

Así fue cayera quien cayera. Cayeron dos altos directivos. Galán ordenó al director de distribución de la compañía: “Haz lo que sea para que este verano no se nos vaya la luz en España.

-Pues lo siento, presidente, pero no va a ser posible. Nuestras instalaciones no lo pueden garantizar.

-¿!Cómo que no¡? Se lo he prometido a Rato y no habrá caídas – cortó Galán –

– No va a ser posible presidente -insistió el director de distribución – estamos desbordados por la cantidad creciente de aparatos de aire acondicionado. Como sabes, no podemos impedir que se caiga el sistema en algún sitio o en algún momento como ha ocurrido en los últimos veranos. Necesitamos tiempo y dinero para mejorar la red que está anticuada…

– Pues si no lo puedes garantizar te vas a la calle – sentenció Galán – Recoge tus cosas y a la calle.

El presidente llamó al director de Recursos Humanos.

-Despide ahora mismo al director de distribución. 

-No podemos despedirle, presidente – indicó el de Recursos Humanos – Es un directivo histórico. No se puede hacer eso.

-Así que no se puede – zanjó Galán -.pues ahora mismo tú también te vas a la calle 

Ambos fueron despedidos fulminantemente y no hubo apagones. Galán, que perdió el Sánchez, su primer apellido por el camino- lo tomó como un reto personal y realizó uno de los mayores despliegues que se recuerdan en el sector, incrementando un 50% el número de retenes y equipos electrógenos móviles, contratando todos los camiones generadores disponibles en el país; reforzando los puntos más débiles de la red

“Es un tipo complicado”

Un día falleció la madre de uno de sus principales directivos. Sánchez Galán, casi en pleno entierro, le hizo esta oferta ‘que no podrás rechazar’. “Ya tengo los billetes para que tú y tu mujer os vayáis a descansar a las islas Mauricio después de este duro trago”. ¿Cómo? ¿Islas Mauricio? El directivo no aceptó… pero lo agradeció.

Porque Galán es exigente con sus directivos, los somete a un acoso casi ilegal, pero a cambio, los mima en sus momentos más duros. “Es un tipo complicado”, dice alguien que le conoce de cerca.

Gran negociador, se maneja bien con los políticos. Se mantuvo firme frente a Mariano Rajoy y su ministro de Industria, José Manuel Soria. Hace años, Sánchez Galán dijo en público que se sentía más una empresa británica o norteamericana que española. En España se sentía peor tratado que en México.

Se refería a que el Gobierno había obligado a las grandes empresas eléctricas a asumir el déficit de tarifa: 25.000 millones de euros. Por aquel entonces Galán se mostraba reticente ante las energías renovables, de las que decía que “costaban mucho y producían poco”. Ahora es el campeón de la energía verde.

Un pulso con Dilma Rousseff

Sobre su presencia en Brasil se cuenta una anécdota que refleja también  el carácter del personaje. Iberdrola permanecía en Brasil desde 1997 en tiempos de Luiz Inácio Lula da Silva, donde convertido en la mayor potencia eléctrica del país en el que tiene más clientes que en España, desde que Galán fusionó Neoenergia con Elektro. 

Cuando Dilma Rousseff sucedió a Lula en la presidencia del país en enero de 2011 un cargo que mantuvo hasta agosto de 2016, ella trató de revisar las condiciones de Iberdrola en su país, rebajando su rentabilidad drásticamente. “Ignacio – le comunicó a Galán – espero que aceptes mi propuesta que sigue siendo muy rentable para tu compañía. Además, te lo digo claramente para entendernos lealmente, qué remedio te queda pues tú no te puedes llevar a España las centrales que aquí controlas. ¿No te parece? A lo que Galán contestó: “Tienes razón, presidenta, no me puedo llevar a España las centrales pero te prevengo que también pudieran ocurrir accidentes fortuitos que las destruyeran”. A lo que Dilma estalló en risas y concluyó: “Creo que tú y yo nos vamos a entender perfectamente”   

Y se entendieron perfectamente. Cuando Roussef visitó España Galán la paseó en helicóptero sobrevolando sus centrales. Como se había entendido con Lula quien en marzo de 2014, reinando en Brasil Dilma Rousseff asistió a la reunión que cada año celebraba Galán en Bilbao con directivos de la compañía en todas las sedes donde trabaja. 

Sánchez Galán, alabó el creciente peso de Brasil en el mundo, la transformación social del país y el desarrollo económico que ha experimentado que no hubieran sido posibles «sin el firme liderazgo» de Lula da Silva.

Close