Escrito por 5:15 pm Tribuna Internacional, Tribunas

OJOS QUE NO VEN, CORAZÓN QUE NO SIENTE

Josep Borrell en el salón de actos del Parlamento Europeo en Madrid

Resumen de José García Abad

Si viéramos en TV lo que pasa todos los días, como en las teles árabes, pero las TV occidentales no hacen ese despliegue. No estamos preparados ni mental ni políticamente. La situación en Gaza, desgraciadamente, va a durar meses. La gente huye.  Los palestinos no pueden salir nadando. Tampoco pueden huir hacia Egipto que no quiere acoger refugiados. La ayuda humanitaria se permite con cuentagotas mientras  mil camiones esperan para entrar en Egipto. 

Hacemos  presión diplomática, al menos para que Israel no produzca tantas víctimas civiles. No son más que cuidados paliativos. La realidad es que son demasiados muertos  ¿35.000 muertos son muchos, son pocos? ¿cuál es el standard aceptable?

Comprendo que la indignación moral del resto del mundo sea cada vez mayor. Hay cosas que claman al cielo. Es difícil resignarse a la idea de que esto va a seguir generación tras generación. Ese baño de sangre, esa terrible dialéctica de golpe terrorista/ represión militar. La UE no tiene la capacidad que tendría que tener… ¿Tenemos medios para impedirlo? Sí, los tenemos, pero no hay la voluntad política de utilizarlos. 

La seguridad y la defensa es ahora mi ocupación principal 

Ahora me ocupo no solo de coordinar las posiciones en política exterior de los 17 estados miembros sino, además, de forjar una política común de seguridad y defensa. Esto ultimo se ha convertido en la parte más importante de mi tarea. 

Lo que ocupa todo nuestro tiempo es Gaza. En esto estamos todos más o menos unidos, hasta ahora. Es al menos lo que decimos, aunque en el fondo hay diferencias notables. Unos estados, entre ellos España, exigimos un alto el fuego, pero  otros no están de acuerdo. Argumentan que el alto el fuego impediría a Israel ejercer su derecho de defensa, que lo  que hay que hacer  es aumentar la ayuda humanitaria – ya veremos cómo y cuándo – y exigir la liberación de los rehenes. Ponen el énfasis en ir avanzando hacia los dos estados pero esto es ahora más difícil que hace 30 años, aunque todos decimos que lo apoyamos. Una conferencia que obligara a las partes a decidir ayudaría…

Israel dice lo que no quiere, pero no dice lo que quiere. No quiere lo de los dos estados, entonces, ¿qué quiere? No lo dice, seguramente porque no lo puede decir, pero lo que esta ocurriendo es la repetición sistemática de la misma tragedia. 

Putin es el gran ganador. Es el que saca ventaja política de este desaguisado, como punto de unión entre las dos guerras. Rusia utiliza lo que está pasando allí para dividirnos. Hemos gastado en Ucrania del orden de 100.000 millones de euros. ¿Se podrá mantener este ritmo? Desgraciadamente esta guerra va a continuar mientras Ucrania se defienda.

En las Naciones Unidas se vota lo que se vota. Cuando predominan los votos en contra de Rusia aplaudimos y decimos: Qué bien. Estamos en el lado bueno de la historia, pero cuando no se consigue una votación en favor del alto el fuego nos dividimos. Es muy difícil establecer entre los estados miembros una posición común. 

Hay otras guerras, en Sudán, Etiopía, en Mozambique o en el Sahel donde Rusia está desembarcando y se nos invita a que nos vayamos … nos están echando de todas las partes. Estamos perdiendo pie en Africa, al tiempo que Rusia utiliza lo que está pasando en Gaza como un contrapeso político, quitándonos el derecho moral a protestar. 

Tres grandes problemas

La UE se enfrenta a tres grandes problemas: 

  1. Político: ¿qué papel jugamos en el mundo? que tiene que ver con la guerra de Ucrania, la de Gaza, la presencia en África y las relaciones con China. ¿Qué capacidad de influir?. 
  2.  Tecnológico: No estamos en la punta del desarrollo tecnológico. Estamos fragmentados.    Hace 30  años USA poseía el 25 % del PIB mundial, y hoy sigue siéndolo, pero nosotros, los europeos hemos perdido casi 7 puntos . Retrocedemos en la generación de riqueza. Habría que hacer muchas cosas para enfrentarnos a este problema, empezando por obtener una dimensión unitaria para que las empresas sean competitivas. Nosotros inventamos la máquina de vapor y el motor de combustión interna en la primera revolución industrial . ¿Qué empresa tecnológica europea está ahora entre las 50 más importantes del mundo? 
  3. DemocráticoCuál es la calidad de nuestra democracia y como nos relacionamos con países que no lo son, cuya calidad democrática es inferior a a nuestra .. Ya hay gobierno de extrema derecha en Europa … tengo que relacionarme con mucha gente que no comparte nuestros valores, que son muchos y muy poderosos y muy influyentes. Y ese equilibrio entra valores e intereses es muy complicado. Y justamente a los europeos nos falta comprensión del mundo. No estamos habituados a este mundo autónomo, agresivo donde el mercado se ha impuesto como la solución. Seguimos pensando que los problemas se arreglan hablando, porque para eso tenemos estados de derecho; que el comercio arregla las cosas. No es verdad, como vivimos con el caso de las vacunas 

La posición mental de la posguerra Europa que tenia que ser un factor de paz interna y también externa que no ha llegado a ser porque no tiene la fuerza suficiente. Los instruentos clásicos del comercio y demás ya no son suficientes. Europa ¿Cuántas divisiones tiene? ¿Cuál es la capacidad de intervenir? Ese proceso de rearme intelectual frente a un mundo áspero …es el ejercicio que tenemos que hacer Relacionarnos con los demás de una forma constructiva. 

Menos mal que tenemos la UE porque si no la tuviéramos, 17 cada uno a su aire… Tenemos un instrumento precioso y lo que hay que exigir es más 

EL EJERCITO EUROPEO ES UNA ENTELEQUIA 

Que hayan desaparecido los 27 de países soberanos. Eso no va a pasar porque nadie quiere que pase. Vamos a concentrarnos en cosas practicas. Lo que deberíamos tener es una capacidad compatible entre las fuerzas armadas de 27 países. Pero operable. Con capacidad de respuesta rápida en común y que hay que ir construyéndolo pieza a pieza. Si no se consigue se malgastará mucho dinero inútilmente.

Si mañana los gobiernos multiplican por dos sus gastos de defensa y cada uno mantiene la estructura de lo que tiene, sin tener en cuenta lo que posee el vecino, lo que tenemos entre todos sería un despilfarro de dinero enorme, seguiríamos sin cubrir los huecos que padecemos. Yo se lo difícil que es hacerlo en común, sobre todo cuando afecta a lo más sagrado de la soberanía.

Hemos aprendido dos cosas: que no hay alternativa a la OTAN y que no debemos estar tan pendientes de las elecciones USA. Tenemos que tener nuestra propia estrategia.

Close